La cotización del trabajador a la Seguridad Social durante el ERTE

 En Sin categoría

El Expediente de Regulación Temporal de Empleo

El empresario, ante determinadas circunstancias y antes de adoptar la decisión de mayor entidad como es la del despido, puede optar por soluciones intermedias y de carácter temporal, como es la suspensión del contrato por causas objetivas o la reducción temporal de jornada, ambos reciben el nombre de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

Ante decisiones que implique alterar de forma notable la relación laboral, la legislación siempre obliga al empresario a seguir un determinado procedimiento para imponer su decisión, y en el caso de la suspensión del contrato no será diferente. Este es además un procedimiento en el que, junto con el despido colectivo y la reducción de jornada por las mismas causas, interviene la autoridad laboral supervisando que todo el procedimiento cumple con los requisitos legalmente establecidos, por ello este procedimiento recibe en el nombre de Expediente de Regulación de Empleo Temporal (E.R.E. temporal, o también llamado ERTE).

Ante al crisis del Covid-19 el ERTE está adquiriendo otra dimensión por el número de trabajadores afectados por el mismo en un brevísimo espacio de tiempo, lo que ha obligado al Gobierno a flexibilizar su regulación tal y como venimos narrando en iberlaboral en los últimos meses.

 

La obligación de cotizar

Ante la situación del Expediente de Regulación Temporal de Empleo son muchos los trabajadores que afectados por el mismo se preguntan por los derechos y obligaciones que se generan durante esta excepcional situación. Hoy intentaremos resolver una de las cuestiones más frecuentes, ¿estoy obligado a cotizar durante el expediente de regulación de empleo temporal? ¿de qué manera se debe cotizar a la seguridad social durante el expediente de regulación temporal de empleo?

Durante la situación de Expediente de Regulación Temporal de Empleo, que lleve a la suspensión del contrato de trabajo, la relación laboral permanece viva pero temporalmente interrumpida, de forma las obligaciones relativas a la cotización tanto por parte del trabajador como del empresario siguen vigentes. 

 

Cotización en situación de normalidad.

Cuando la relación laboral es normal, es decir, no se encuentra afectada por ningún expediente de empleo, la obligación de cotizar recae tanto sobre la empresa como sobre el trabajador. En esos casos la obligación de realizar el ingreso en la Seguridad Social corresponde siempre a la empresa que detrae del salario del trabajador la parte que a éste le corresponde aportar a la seguridad social por el concepto de cotización.

 

Cotización en situación de expediente de regulación de empleo temporal.

Durante la situación de suspensión del contrato como consecuencia de un expediente de regulación temporal de empleo, la empresa sigue estando obligada a cotizar su parte, pero ya no está obligada a ingresar la cotización del trabajador ya que al no existir salario la detracción no es posible hacerla. En estos casos el trabajador se encuentra recibiendo un subsidio y debe ser la propia Administración que abona al trabajador ese subsidio la que detraiga del mismo la cotización que al trabajador le corresponde realizar e ingresarla en la administración de la seguridad social.

Respecto de la obligación de cotización para la empresa, es preciso indicar que aunque con carácter general la obligación de cotización se mantiene vigente, la legislación establece una serie de exoneraciones para las empresas en estos supuestos.

 

¿Qué cantidad por cotización debe hacer el trabajador?

En 2020 los porcentajes de cotización que paga el trabajador a la Seguridad Social (sobre la base de cotización) son de un 6,35%, y vale tanto para los casos de una relación laboral ordinaria sin afectación por ERTE como para los casos en que el trabajador se encuentre afectado por el mismo, ya que en todos los supuestos los porcentajes son los mismos. 

Ese porcentaje del 6,35 % a cargo del trabajador se desglosa en los siguientes conceptos:

  • Contingencias comunes: 4,70% de la base de cotización.
  • Horas extraordinarias: 2,00% en las que se deben a fuerza mayor y el 4,70% en el resto.
  • Cotización por desempleo Desempleo:  tipo general es de 1,55% (en los contratos temporales es de 1,60%)
  • Cotización para Formación Profesional el:  0,10%.

 

[Total: 1   Promedio: 5/5]
Posts recientes

Dejar un comentario

Comienza a escribir y presiona Enter para buscar

Al continuar utilizando nuestro sitio web, usted acepta el uso de cookies. Más información

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra POLÍTICA DE COOKIES, pinche el enlace para mayor información. Además puede consultar nuestro AVISO LEGAL y nuestra página de POLÍTICA DE PRIVACIDAD.

Cerrar